• info@directoajapon.com

Blog de Directo a Japón

El Museo Ghibli de Mitaka

Un pequeño tesoro muy cerquita de Tokio

16 de Abril de 2020

     El Museo Ghibli se encuentra en la localidad de Mitaka, a las afueras de Tokio. Se trata de un pequeño museo dedicado al estudio cinematográfico japones Estudio Ghibli. Si te gusta Japón seguro que como mínimo has oído hablar de este estudio.

Visitar el Museo Ghibli es una excursión de medio día estupenda. Desde Tokio se llega a Mitaka en tren JR en unos 30 o 40 minutos. Si te gustan las películas de Ghibli es una excursión perfecta para una mañana. Lo suyo es ir a primera hora a Mitaka, visitar el Parque Inokashira, que es una pasada, y acercarte al Museo a la hora de apertura.

Si quieres saber todo lo que Mitaka puede ofrecerte, pásate por nuestra guía: Qué ver y hacer en Mitaka.

 

♦ Índice

  • Cómo llegar al Museo Ghibli

  • Qué ver en El Museo Ghibli

  • Cómo comprar tus entradas del Museo Ghibli

  • ¿Merece la pena visitar el Museo Ghibli?

  • Diez Años con Miyazaki

 

♦ Cómo llegar al Museo Ghibli

El Museo Ghibli se encuentra en un pueblo al oeste de Tokyo llamado Mitaka. Para llegar a Mitaka lo suyo es coger la línea Chuo-Sobu, de la compañía Japan Railways, y bajarte en KichijoJi. Recuerda que si tienes activo el JR Pass, este viaje estará incluído. Sino te tocará pagar. Como ves, hasta las alcantarillas en Japón son cuquis:

Alcantarilla en Kichikoji, Mitaka

 

Aconsejamos bajarse en Kichijoji porque desde ahí, caminando unos pocos mionutos hacia el sur, llegaremos hasta el Parque Inokashira. Se trata de un parque muy chulo, con un estanque en el centro que debemos cruzar para dirigirnos al museo y un templo precioso a orillas del estanque. Si quieres dedicarle un rato, merece mucho la pena. Con una hora puede ser suficiente. Puedes leer más sobre este parque en nuestra Guía del Parque Inokashira, en Mitaka.

Trayecto en tren desde Shinjuku hasta la estación de KichikoJi, en Mitaka

 

En el parque Inokashira nos iremos encontrando con carteles que nos indicarán la ruta hacia el Museo Ghibli como este:

Cartel dentro del Parque Inokashira

 

Una vez salimos del Parque Inokashira nos encontraremos en el Kazenosanpomichi (GoogleMaps), que traducido sería algo así como Paseo del Viento. Es un bonito paseo asfaltado que va de norte a sur, dejando al este el parque. El paseo nos llevará directo al Museo Ghibli. A lo largo del paseo nos iremos encontrando con señales de nuestro amigo y vecino Totoro, las cuales nos indicarán los metros que nos quedan para llegar al Museo Ghibli:

Señal de Totoro en el paseo Kazenosanpomichi

 

Otra opción es viajar hasta la Estación de Mitaka (GoogleMaps) y desde ahí andar directamente hasta el Museo Ghibli.

 

Este es un mapa que podemos encontrar en la web oficial del Museo Ghibli sobre "cómo llegar al museo":

 

Ten en cuenta que el Museo Ghibli abre a las 10 de la mañana pero si llegas unos 15 minutos antes puedes quedarte por la entrada haciendo fotos.

 

♦ Qué ver y hacer en el Museo Ghibli de Mitaka

Nada más llegar al patio exterior del museo nos recibe un enorme Totoro dentro de una taquilla. El edificio está super cuidado y se nota el cariño y el mimo en cada detalle.

Entrada del Museo Ghibli, con Totoro recibiéndonos

 

Al llegar se forma una cola en la que te piden la documentación de la entrada (puedes leer sobre cómo adquirir tu entrada en la siguiente sección de este mismo artículo). Una vez dentro te cambian el justificante de compra de la entrada por la entrada real. Cada entrada es un trocito del negativo de una película Ghibli. A nosotros nos tocó una de Ponyo (IMDB) que puedes ver en la foto, y otra que sólo se veía una pared con una ventana, así que esa última no tenía demasiada gracia. Ni siquiera sabemos de qué película se trata. ¡Pero la de Ponyo molaba!

Entrada del Museo Ghibli, con un negativo de una película Ghibli. En este caso, de Ponyo.

 

Importante: Dentro del Museo está prohibido hacer fotos, así que sólo os mostraremos fotos del exterior y del tejado.

 

Nada más entrar en el Museo vemos que la sala principal está inspirada en el edificio de baños de la película El Viaje de Chihiro (IMDB), con las escaleras y el ascensor. El edificio tiene 3 plantas mas el tejado. Hay una sala con un gatobús gigante para adultos, una réplica del estudio de Hayao Miyazaki y varias salas con diversos inventos y objetos relacionados con las películas de Ghibli.

 

También en la planta baja hay una sala de proyección de vídeo en el que exhiben cortos exclusivos que solo se pueden ver aquí. Nosotros tuvimos suerte y nos tocó un corto de Totoro. Aunque está en japonés, apenas hablan y se entiende bien la historia.   También pudimos hacer esta foto de estrangis del Gatobus para peques que hay antes de salir al tejado del edificio:

Gatobús de Totoro en el Museo Ghibli

 

Tejado del Museo

En el tejado sobre todo hay motivos relacionados con la película Laputa, El Castillo en el Cielo. Allí tienen un gigante de hierro y un cubo de metal. En esta parte del museo sí que se permiten hacer fotografías.

Gigante de hierro en el tejado del museo

 

Tienda del Museo

Al igual que en el resto de Japón, cualquier cosa relacionada con el universo Ghibli es bastante cara. Puedes comprar un montón de objetos diferentes, como toallitas, palillos de comer, platos, vasos, peluchues, muñecos, maceteros... Además había bastante cola. Las bolsas molan mucho, sale uno de los piratas de Porco Rosso.

Bolsa de souvenirs del Museo Ghibli

 

Patio interior

Tras ver la tienda nos acercamos al bonito patio interior del Museo, con un par de restaurantes. Puedes llevar un bento o picoteo para comer allí. Nosotros nos llevamos unos onigiri y una fanta melón. Hay bancos para sentarse y delajarse disfrutando del momento.

En el centro del patio interior hay un bonito pozo manual, del cual los niños pequeños disfrutan haciendo que salga agua.

Niños jugando en el pozo del patio del Museo Ghibli

 

En cada rincón del patio podemos encontrar mil detalles y guiños a nuestras queridas películas Ghibli.

Flores, macetas y leña en el Museo Ghibli

 

Desde abril del año 2020, debido a la pandemia del Coronavirus, Ghibli decidió publicar pequeños clips de vídeo en la cuenta oficial de Youtube del Museo. En estos vídeos podemos ver parte del interior del museo. Este es el canal: Canal de Youtube del Museo Ghibli.

Aprovechamos para dejarte el link a la web oficial del museo: Ghibli Museum, Mitaka.

 

♦ Cómo comprar tus entradas para el Museo Ghibli

El horario del museo es de 10:00h a 18:00h, y cierra todos los martes. Además hay determinadas semanas del año que cierran el museo para restauraciones y reformas. Tienen un mantenimiento exquisito de las instalaciones. Todo parece sacado de un cuento o de una película de... (sí, ahí viene) una película Ghibli! (badumm!). Mira bien el calendario y los días de apertura para adaptar la visita a tu viaje.

Mucho ojo con esto. Para poder visitar el Museo Ghibli de Tokio debes planificarlo bien, pues es complicado encontrar entradas si no lo haces con la suficiente antelación. Las entradas de cada mes salen a la venta 3 meses antes. Es decir, si tienes pensado ir en Mayo, el 01 de Febrero debes encargarlas y no descuidarte. ¡Las entradas están muy limitadas y vuelan! Las entradas cuestan 31 euros para los adultos, y algo menos para los jóvenes.

Precios de las entradas al Museo Ghibli

 

En España solo hay una agencia que vende estas entradas, JTB. Tienen sede en Madrid y Barcelona. Si vives en estas ciudades genial, porque las entradas no son caras pero si te las tienen que enviar por correo son otros 10 euritos.

 

A veces, cuando las entradas al museo están agotadas, JTB te ofrece la opción de contratar con ellos un tour que, entre otras cosas, incluye la visita al museo. Esto suena un poco raro, ya que realmente no están agotadas, sino que reservan unas cuantas para meterlas en el pack con el tour. Y claro, el tour ya te vale 120€. Incluye una comida buffet y la visita al Edo-Tokyo Open Air Architectural Museum.

 

También tienes la opción de comprar las entradas en los combinis de la cadena Lawson de Japón. En estos combinis tienen unas máquinas expendedoras en las que, si tienes mucha suerte, puede que queden entradas para poder visitar el museo en los próximos días. El precio no tiene nada que ver con el de JTB. La entrada normal allí cuesta unos 10-15€ al cambio.

Exterior del Museo Ghibli, en Tokio

 

♦ ¿Merece la pena visitar el Museo Ghibli?

Buena pregunta, de eterna discusión entre los aficionados a Ghibli, el anime y Japón en general.

La respuesta es: DEPENDE.

 

Es MUY subjetivo. Por un lado el precio para los extranjeros es abusivo si compras la entrada desde tu país. Si tienes la suerte de poder comprar la entrada en un Lawson realmente es un chollo.

El museo en sí es una cucada, no es muy grande pero es muy bonito y tiene detalles preciosos. Si eres un apasionado de la filmografía de Ghibli y el precio no es un impedimento creemos que sí te merecerá la pena. Además el museo Ghibli, aunque es disfrutable por todo el mundo, tiene un enfoque claramente dirigido a los muy pequeños así que si viajas con niños lo van a disfrutar a lo grande. Tiene cosillas para los más creciditos como el ver los acetatos de las películas o los bocetos, pero tanto el diseño como el contenido es para edades más tempranas.

Los exteriores, la entrada y el hall principal son espectaculares. No puedes ni parpadear. Pero a medida que vas avanzando creemos que va flojeando. Son pocas salas y además no dejan hacer fotos en su interior. Lo venden como algo bastante exclusivo porque hay que comprar las entradas con mucha antelación y cierran muchos días para reformar y mantener el museo en perfecto estado.

 

Resumiendo: Lo recomendamos pero sabiendo a lo que vas. Es pequeño y el precio no está justificado. Pero, ¿cuántas veces vas a poder ir al museo Ghibli?

 

Te dejamos un vídeo que hemos preparado sobre el museo, en la visita que hizo David en 2018:

 

♦ Diez Años con Miyazaki

Desde la web de la cadena de televisión japonesa NHK podemos ver un documental llamado "Diez Años con Miyazaki". En este documental de 4 capítulos (49 minutos por capítulo) nos contarán el proceso creativo del genio del Estudio Ghibli, Hayao Miyazaki.

Es sorprendente ver el método que tiene para crear sus películas. No usa storyboard ni ningún patrón moderno. Miyazaki crea escenas a partir de las acuarelas que se le van ocurriendo. Tremendo. Es como esa gente que dibuja directamente a tinta sin bocetos ni nada y que encima lo hace siguiendo patrones no usuales, como empezar dibujando el brazo o una pierna. Esos cerebros no son como los nuestros.

Otra cosa que llama mucho la atención del documental es que a veces la pelicula estaba en producción con partes acabadas al 100% y él aun estaba boceteando y pensando cómo será el nudo y desenlace. Es increible que comiencen un proyecto de estas magnitudes sin tener la historia cerrada al 100%, storyboards y una idea bastante clara de lo que se quiere hacer. Es un método aparentemente absurdo y anárquico pero como hemos comprobado en numerosas ocasiones, claramente le funciona porque lleva toda la vida haciéndolo así.

Aunque este método loco y estresante no es demasiado exportable, está claro que te abre la mente a otras posibilidades de cómo crear. En ese sentido es bastante educativo. Mola ver cómo comentan, en las reuniones, cada detalle, como por ejemplo cuando discuten: "¿El personaje cuando se levanta primero se cambia de ropa o primero recoge el futón?".

Otra cosa interesante que se aprecia en el documental son las complicadas relaciones en Japón. No son raras de ver pero a nosotros nos choca bastante al tener una cultura familiar normalmente cercana.

Puedes ver el documental aquí:

 

Y hasta aquí la guía de Qué ver y hacer en el Museo Ghibli de Mitaka. ¿Lo has visitado? ¿Te ha gustado? ¿Echas en falta algo a comentar? Si tienes cualquier duda, ¡pregúntanosla en los comentarios!

 

¡No te olvides de nada!

Ver más artículos relacionados

Comentarios

 Quiero suscribirme y recibir novedades de Directo a Japón